Noticias

beetle-1078357_640
Insectos, una alternativa nutricional para el futuro: ¿Le apetecen unas chips de cricri?

Publicación: 05 - 02 - 2016 - Fuente: www.revolucionsaludable.cl

¿Se imaginó alguna vez que podría escuchar una frase del tipo “Le apetecen unas brochetas de degustación de insectos y legumbres?” Para muchos, esto podría sonar bastante repulsivo pero, a decir verdad, esta no sólo es una realidad en diversos países, pues es también una oportunidad de mirar hacia el futuro, hacia soluciones eco-amigables y sustentables para alimentar y nutrir a la población mundial.

Según estudios de la FAO*, para el 2030 habrá una población mundial de 9.000 millones de habitantes, lo que plantea la necesidad de innovar y encontrar soluciones a los problemas de nutrición y alimentación de la población. Actualmente, hay más de 1900 especies de insectos comestibles, con la capacidad de proveer proteínas, minerales, vitaminas y otros nutrientes, de forma mucho más amistosa con el medio ambiente, en contraste con la ganadería. Esto podría significar el posicionamiento y valorización de un “superalimento” estigmatizado por su aspecto, su significado y porque la entomofagia (comer insectos) es un hábito poco común en la mayoría de las culturas occidentales.

Sin embargo, los beneficios para las personas y el medio ambiente son numerosos. La alternativa de los insectos es altamente funcional desde un aspecto nutritivo, y también en cuanto a la huella de carbono. Por ejemplo, para 1 kg de masa de insecto, se necesitan 2 kilos de alimento, mientras que para el ganado, se necesitan 8 kg de alimento para obtener 1 kilo de carne.

Ahora bien, ¿el problema? De primeras, la idea nos puede parecer repugnante y luego, el aspecto no contribuye mucho… ¿El desafío? ¿Cómo hacer que estos pequeños de seis patas nos parezcan apetecibles y deliciosos?

En Francia ya se pueden encontrar varios ejemplos de cómo se enfrentan a esta problemática. Si bien, Francia es un país con una cultura e identidad gastronómica muy fuerte, es también un país abierto a innovar y explorar nuevas tendencias. Así se puede ver con el interés creciente y desarrollo de productos a base a insectos. Desde galletas, barras de cereal y pastas, hasta tiendas especializadas en venta de productos a base de insectos comestibles. Justamente, la apuesta va por modificar y transformar su forma y/o apariencia. Durante el año 2015, se lanzó una campaña de Kickstarter para el emprendimiento de dos jóvenes habitantes de Paris, con su proyecto Insectes & Vous. Esta campaña buscaba financiar los estudios de laboratorio para mejorar el prototipo de pastas frescas a base de gusanos de harina, uno de los insectos comestibles más consumidos y que contienen un gran aporte nutricional. En su página web (http://insectesetvous.com/), se puede ver la impresionante transformación de algo tan ajeno y poco atractivo para nuestro paladar, y que se presenta como un plato de tallarines, algo familiar y de muy buen aspecto, tanto en su formato como cada minucioso detalle del envase, con una gran apuesta de diseño y valor agregado.

En el caso de Ento Market** (E.E.U.U), se encuentra una gran variedad de productos comestibles a base de insectos, desde harina, hasta snacks de consumo nómade en una gama de tres sabores, e incluso ofrecen chocolates de excelente presentación, dejando ver una silueta cubierta por una capa de chocolate, cuál almendra. Ento Market maneja una oferta bastante amplia, donde el envase juega un rol importante para exhibir y comunicar sobre el tipo de producto y sus códigos de consumo.

En otros casos, un poco menos sutiles, se pueden encontrar galletas, o barras de cereal con el trozo de insecto a la vista, sin embargo, los códigos de consumo ya son conocidos, por lo que puede hacer la experiencia mucho más fácil en la transición hacia lo exótico e inexplorado.

A través de estos ejemplos, podemos observar cómo el diseño adquiere un rol significativo, como herramienta, al momento de introducir nuevos productos al mercado, e incluso instruir al consumidor en su uso, experiencia y consumo. Es capaz de hacer que el producto se vea más atractivo y amistoso desde el envase, hasta el más mínimo detalle de su formato y presentación, haciendo que algo que nos puede generar tanto rechazo, nos pueda parecer interesante y hasta tentador.

*Edible insects, Future prospects for Food and feed security, FAO, WAGENINGEN UR

http://www.bugsfordinner.com/
http://www.entomarket.com/entomophagy/cricket-crunch-bar-milk-chocolate/
http://www.micronutris.com/fr/accueil

Fuente: Natalie Devenin

 

Noticias Relacionadas